Curso de Instructores del Método Billings

El Padre Rodrigo nos cuenta...

Que ya se suspenda el sitio “Chau tabú”

La entidad civil “Para Hacerse Oír-Hablemos Claro”, que dirige Martín Viano, entregó el martes 10 de diciembre a la Vicejefa de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Lic. María Eugenia Vidal, las primeras 2.393 firmas de ciudadanos que piden que suspenda “Chau tabú” (el portal que el 3 de diciembre estrenó en el Planetario junto con el Jefe de Gobierno, Mauricio Macri) por ser un “gravísimo peligro para la educación de los hijos y la institución de la familia”. 

La iniciativa de “Para Hacerse Oír-Hablemos Claro” que comenzó a recibir adhesiones desde hace menos de una semana –y que continúa recibiéndolas día a día- se refiere a los altísimos riesgos a que “Chau tabú” expone a los adolescentes, cuando, al tratar de temas atinentes a la salud sexual, les ofrece, incluso a menores de edad, una amplia información y hasta un consultorio on line gratuito sobre “salud sexual y reproductiva (…) para que disfruten de su sexualidad de forma segura y responsable”. 

Riesgo que se acentúa y que revela que la información de “Chau tabú” no es ni segura ni responsable dado que, hasta el momento, omite proporcionar información sobre las más recientes recomendaciones científicas en cuanto a prevención, es decir, las que se refieren a los cambios de conducta: la promoción de la abstinencia hasta el matrimonio y la fidelidad en la adultez. 

Recomendaciones que, por lo demás, han alcanzado rotundos éxitos en Uganda con programas basados en cambios de comportamiento –abstinencia sexual de los más jóvenes y fidelidad dentro del matrimonio- cuyos resultados Onusida llegó a comparar con los que se obtendrían con una vacuna eficaz en un 80%. 

Por el contrario, explicó Martín Viano, “Chau tabú” vuelve a incurrir en los mismos errores cometidos anteriormente en los Estados Unidos debido al falso clima de seguridad que se creaba con las campañas para generalizar el uso del preservativo como medio para erradicar la enfermedad y que recientemente han sido rectificados en el Documento Guía sobre el HIV-SIDA (“Una estrategia nacional contra el HIV-Sida para los Estados Unidos, Plan Federal de Implementación, Julio 2010). Dicho documento insiste en la necesidad de “cambios de conducta”, en una educación básica para la salud que se apoye en los beneficios de la abstinencia y en retrasar o limitar la actividad sexual (pág. 16), mencionando como una de las primeras medidas a adoptar la abstinencia de sexo o uso de drogas. 

La misiva que en pocos días, por iniciativa de Para Hacerse Oír-Hablemos Claro, ya fue firmada por 2.393 ciudadanos, interpela a la licenciada María Eugenia Vidal acerca de si ha reflexionado sobre las nocivas consecuencias que el material y los consejos brindados en “Chau tabú” pueden ocasionar en jóvenes en edad de crecimiento, muchas veces afectados por inestabilidad emocional por no haber completado todas las etapas de la formación del carácter y acceder a esa información sin la asistencia de sus padres o educadores. 

Como ejemplo de ello, “Para Hacerse Oír-Hablemos Claro” se refiere al testimonio publicado en “Chau tabú” de una mujer que narra su experiencia de sexo oral en las calles de Nueva York con un conocido ocasional o en los riesgos del “consultorio online” donde se reciben respuestas como la que dice que “masturbarse es normal” y que el tiempo entre que se conoce a alguien y se tienen relaciones sexuales “variará para cada persona” pero que, “antes que nada, [hay que] estar seguro de que tenés ganas y de que la persona con quien lo vas a hacer también”. 

Lo transcripto ya es suficiente para comprender las funestas consecuencias que pueden advenir de este nuevo portal promovido por el Gobierno de la Ciudad, el cual parece no tomar en consideración que quienes ponen en juego su psiquis y su cuerpo en estas circunstancias son los mismos adolescentes. 

“Para Hacerse Oír-Hablemos Claro” también alude, en la carta de presentación de las firmas, a que “Chau tabú” –cuyos contenidos son renovados día a día- publicó una recomendación para evitar el embarazo a través de la “píldora del día después”, pasando por alto los graves daños causados en la salud de los adolescentes por la ingesta de dicha píldora y el hecho de que cuando ésta actúa inhibiendo la implantación del embrión en el endometrio provoca la eliminación de un embrión recién implantado, o sea, un aborto. 

Es decir, dado que está demostrado, científica y biológicamente, que el niño por nacer es un ser humano, cuya existencia comienza al momento de su concepción, “Chau tabú” puede favorecer la muerte de niños inocentes y sus responsables parecerían no comprender que “¡no hay acto de mayor discriminación ni de mayor violencia que decidir quién nace y quién no! porque los niños condenados a morir por el aborto son inocentes y no tienen culpa por cómo fueron concebidos.” (Cfr. “Respuesta frente al aborto como un derecho-El duelo obturado”, Lic. Araceli Ramilo Alvarez, in www.hacerseoir.org). 

Por último “Para Hacerse Oír-Hablemos Claro” “agradece el apoyo recibido y tomando en consideración que es la misma familia y la sana educación de los hijos lo que está en juego, invita a todas las instituciones afines y a los argentinos en general a difundir y firmar la misiva dirigida a la licenciada María Eugenia Vidal que se encuentra en el portal www.hacerseoir.org.” 

1 comentario:

Ruben dijo...

¿ Los científicos recomiendan abstinencia en Argentina , Europa o Usa ?